Línea de atención: (571) 4377540

Central de urgencias: Carrera 54 N. 67A-18

Central de citas: (571)2088338

Manos cálidas y confiables

Cuidados generales

El oxígeno ha sido usado rutinariamente en casa desde los años sesenta. Desde entonces los beneficios de la terapia de oxígeno son muy conocidos y su uso ampliamente aceptado. En los últimos años los equipos han mejorado su diseño para ajustarse a la diversidad de estilos de vida y necesidades médicas.

¿Cuáles son los beneficios de administrar oxigeno?

La administración de oxígeno permitirá que sus pulmones y corazón funcionen como si fuera una persona sana. Es decir, no tendrán que esforzarse más para llevar la sangre oxigenada a todo el organismo, porque el oxígeno que usted está recibiendo externamente hará el complemento que sus pulmones no pueden hacer.

Esto le ayuda a que su corazón no se canse, es decir que presente insuficiencia cardíaca. Cuando existe una disminución de oxigenación en el organismo, el corazón tiene que trabajar más rápido y bombear con más fuerza para llevar la sangre oxigenada a todo el organismo. Es decir que el oxígeno que está recibiendo externamente le permitirá llevar la sangre oxigenada con menos esfuerzo a todo el organismo ya que complementan la función que sus pulmones no pueden hacer.

¿Cuáles son sus opciones en equipos y en qué se diferencian?

El sistema de oxigenación que usted use depende de la cantidad de oxigeno que necesita y que tan activo es. El oxigeno puede ser administrado de las siguientes 3 formas:

1. Oxígeno comprimido

Este sistema mantiene el oxigeno bajo presión en un cilindro (tanque) de metal. El tanque puede ser programado para dispensar solo la cantidad de oxigeno que usted necesita mientras respira. Estos son pesados y se recomiendan que se usen cuando usted está en un solo lugar.

2. Oxígeno liquido

En este sistema el oxigeno se mantiene a muy baja temperatura en un tanque aislado, al ser liberado sale a una temperatura adecuada para que usted lo reciba como gas para ser inhalado. El equipo de oxigeno liquido portátil es más pequeño y fácil de llevar consigo.

3. Concentrador de oxígenol

El concentrador es un aparato eléctrico que obtiene el oxigeno del aire y lo almacena. Esta máquina es pesada y puede venir con un transportador de ruedas para que sea más fácil para usted moverlo de habitación a habitación.

¿Qué clase de dispositivos existen para la oxigenación? 

• Cánula nasal
• Máscara de oxígeno
• Humidificador

¿Cómo cuidar los suministros de oxigeno?

Canula nasal

Cámbiela cada 4 semanas o cuando se endurezca, también cámbiela si dentro de ella aparece humedad, ya que ésta puede hacer que crezcan bacterias y ocurran infecciones. Cambie la cánula después que se haya mejorado de cualquier resfriado.

Mascara de oxigeno

Con frecuencia debe limpiar la máscara con agua tibia y jabón. Cámbiela cada 4 semanas.

Concentrador de oxigeno

Desconecte el aparato. Siga las recomendaciones del proveedor con respecto a los desinfectantes autorizados para usar y, con un paño húmedo, limpie el gabinete que mantiene el aparato, y deje secar. Desinfecte los botones y la parte externa del concentrador. Solicite a la compañía que le suministra el servicio a su concentrador que le haga mantenimiento por lo menos una vez al año.

Humidificador

Lavar la botella del humidificador con agua ozonizada cada 24 horas: enjuague bien y deje secar al medio ambiente antes de recargarla con agua estéril (sin bacterias) o destilada. No usar agua del grifo.

Instrucciones para el paciente en el programa de oxigenoterapia

Debe mantenerse con oxígeno el mayor tiempo posible. La administración de oxígeno debe considerarla imprescindible en los siguientes momentos: Durante el sueño, después de las comidas, al realizar esfuerzos o ejercicio físico no habituales y en casos de ansiedad o agitación psíquica. De ser posible, los períodos en que interrumpe la administración de oxígeno no deben sobrepasar los 90 minutos. Estos períodos de interrupción no son necesarios, se indican para su comodidad. Para obtener el mayor beneficio, manténgase con oxígeno las 24 horas del día, siempre que sea posible.

 


Servicio de Terapia Respiratoria